Antonio Robles – ¡Prensa española, manipuladora!

Hoy, en muchos institutos y universidades de Cataluña se han cerrado las aulas para que los alumnos secundaran la concentración ante el TSJC. Era tremendo ver en la explanada de la UAB a cientos de estudiantes con cara desencajada y mirada anegada de éxtasis gritar: “¡Prensa española, manipuladora!”. ¿Sabrán de la existencia de los esclavos de Platón condenados a percibir únicamente el fondo de la caverna de TV3? ¿Sospecharán que existe otra realidad?

El golpe de Estado de Tejero del 23 de febrero de 1981 fracasó desde el minuto cero: no tomaron el control de TVE y RNE. Imperdonable error.

Tal como están las cosas, el golpe de Estado nacional-catalanista podrá perder esta batalla, pero si el Gobierno legítimo de la nación sigue dejando TV3 en manos de los golpistas, tarde o temprano perderá la guerra.

El golpe no son las urnas del 1 de octubre, sino la excusa de su prohibición para sacar a la calle al “pueblo de Cataluña” agredido por un Estado opresor. Y vender el relato al exterior. Esa ficción sólo se puede sostener en el tiempo con mentiras y manipulaciones, y éstas, manteniendo a sus seguidores en la burbuja de TV3, a imagen y semejanza de El show de Truman. Entrar en la burbuja, no para censurar las tesis nacionalistas sino para contrastarlas con miradas constitucionalistas en igualdad de condiciones, es absolutamente imprescindible para desactivar la sugestión colectiva en la que viven demasiados catalanes.

Para leer el resto del artículo haga click aquí