Santiago Trancón – Encuesta, que algo queda

Es asombroso cómo se contagia la estulticia (ignorancia + necedad). Va la Generalidad catalana, nos cocina una encuesta, la endilga a los medios, y hete aquí que casi todos se ponen a anunciar que el independentismo retrocede. Cuatro puntos a favor de los que no quieren la independencia han sido suficientes para anunciar la buena nueva. El bálsamo de Fierabrás. Así, sin más análisis, precisiones ni cautelas. Dice La Razón: “El independentismo se desploma”. Para El Español significa que la corrupción desmoviliza al independentismo. Para otro opinador, esto demuestra que aplicar la ley (?) no crea más independentistas; y para los pesebristas del Gobierno, que la estrategia cabestril de Rajoy es la acertada. ¡Qué predispuestos están algunos a creer en los milagros!

La más elemental prudencia periodística y política obliga a distanciarse y tener en cuenta cosas tan cautas como éstas:

1) Toda encuesta es, ante todo y sobre todo, un instrumento de propaganda, un medio para inclinar la opinión pública o de la mayoría en una dirección.

Haga click aquí para leer el resto del artículo